27 jun. 2007

Ella

andre (ella) dijo...

Este comentario no es para Tilvy porque ya lo sabe, es para todos ustedes, los que leen este blog. Muchísimas gracias por el apoyo. Y vayan corriéndose de los monitores porque si sigo llorando así voy a causarles un cortocircuito en las PCs. Un post a veces es un retazo del día que se enmarca por sí mismo y se despega del resto, otras es simplemente ese momento en que uno se asoma por la ventana y mira.Es cierto que mis ánimos últimamente pasan de la euforia a la angustia varias veces y puede que en el mismo día (consultamos con expertos y parece que es de lo más normal) El tema, por lo menos para mí particularmente, es que a veces es tanta la intensidad emocional que pareciera que mi cuerpo no puede soportarlo, como si estuviera en carne viva y hasta la más leve brisa pudiera afectarlo. Sensible al punto que me dicen “buenos días” y me pongo a llorar. ¿Por qué? No sé, porque me muero de ansiedad de conocerlos a los tres, porque quisiera poder preparar el escenario ideal para recibirlos, porque el escenario ideal no existe, porque a veces me da miedo no estar a la altura de las circunstancias y que las circunstancias me miren desde arriba, por las vueltas de la vida que hacen nudos en la garganta, por rozar la inmortalidad y que este milagro sea eterno mientras dure.Esto que emociona, duele y revoluciona es lo mismo que rompe barreras y va corriendo límites, esos mismos límites que hasta ayer parecían fronteras infranqueables y hoy dejan entrever otro horizonte. Estoy cambiando, estoy creciendo, me estoy expandiendo como la panza de Sil, aunque mi metamorfosis no se mide en ecografías. Quizá todo este caos no sea más que una expresión del orden divino que me está preparando para ser madre. O sea, es crecimiento, no es achique. Es más, no es menos. Es debilidad que es fortaleza. Esto que empezó hace un tiempo, quizá no sólo no se detenga sino que vaya haciéndose habitual. Ya que sospecho que todo padre debe codearse continuamente con esa mezcla de sensaciones: la de la preocupación constante (abrigate, cuidate, llegás tarde? tenés plata ? ) Y por otro lado: ese éxtasis, ese orgullo desmedido, esa maravilla absoluta de que ver que son “otros” -tan otros y a la vez nosotros- maravilla que nos hace emocionar por el sólo hecho de ser testigos de ese prodigio. Sil siempre me gasta diciendo que no puedo escribir cortito, lo que es mentira, no es que no puedo, es que no quiero. En fin, gracias por “apachucharnos” Besos muchos a todos

27 de junio de 2007 16:19



La imagen es una varación de arte digital sobre el artista Escher

8 comentarios:

Magui dijo...

Familia:
Hace un tiempito que las leo y me emociono al hacerlo. Siempre las he leído en silencio sintiendo que no tengo mucho que aportar a la cosa. Pero hoy he decidido romper este silencio virtual y decirles que el escenario ideal existe y ustedes ya lo han preparado. No puedo imaginar un escenario mejor que un hogar tan tan tan lleno de amor.
Muchas gracias por permitirnos compartir este día a día aún sin conocernos.
Besos a ls 5 !

Anónimo dijo...

no te conozco, pero se x experiencia propia que escribir a amigos x email (o en este caso en blogs) sirve de cartasis. Tus palabras me emocionaron mucho... y se que descargarte te ayudó a sentirte mejor.. asi q dale pa adelante.. q la dulzura y amor q hay en su extensa flia es envidiable y no hay otra cosa q importe mas...
fuerza, isa

Gabs dijo...

Me sumo a la cinchanda colectiva para levantar el animo! y nunca mejor elegido un dibujo de Escher, porque siempre, es posible hacer una segunda lectura de las cosas. Y en el caso de ustedes sin dudas la que merece mas atencion es un maravilloso milagro multiplicado por tressssssss. BEsos a las dos.
Gabs -oruga-

Rossana Vanadía dijo...

Cuando estaba embarazada el video de Vos sabés de los Cadillacs me hacía llorar pero mal, eh? mal hasta deshidratarme. Le cuento eso a mi prima, en el mismo estado y me dice: y yo que lloré con la entrega de los Martín Fierro? Bueno, no está mal el exceso de sensibilidad. De ahí en más todo fue tan distinto, la visión, la interpretación, el entendimiento del hecho de ser mamás. Pensar con más fuerza en el futuro, entender el dolor de otras madres, los moquitos de los chicos que piden, pensar en sus historias, en tantas historias. En fin. Ustedes, imagino, lo tienen multiplicado. Besos a todos al cuadrado!

Anónimo dijo...

Tilvy, Ella, bebés: tengo mucho miedo de que Uds no sean reales.
Tengo miedo de que sean una campaña de pañales Huggies y que ahora digan que los precios son tan baratos que hasta podrías tener trillizos sin preocuparse.
Tengo miedo de que sean un experimento psicológico para ver cómo reacciona la gente ante temas complejos, como "el embarazo asistido de una pareja homosexual".
Tengo miedo de que sean el invento de un adolescente aburrido que se trasviste en una chica dulce para jugar con los sentimientos de los visitantes.

Por qué tengo tanto miedo? Porque su historia me llega tanto que me alegro al ver que hay algo nuevo, porque llevo sus historias a la cena familiar ("Hoy Tilvy contó... Al final ella se llama Andrea!...").
Será que hace poco nació mi segundo hijo, será que al final era una sensiblero melodramático, no sé cuál será la razón, pero me emocionan mucho.

Por favor, existan! O díganme que no y empiezo a leer Olé.

Besos,
Patricio

Tilvy dijo...

magui: todos los comentarios aportan algo que de por sí ya nos importa y es el interés de un otro por nosotras. Así que gracias por dejarnos una cuota de dulzura que nunca sobra en estos tiempos de cataratas emocionales. Besos de los 5

isa:Gracias también por la fuerza enviada, aviso que llega y lo hace de manera poderosa.

gabs:trato de imaginar la cinchada y me encanta!!Besitos de los 5 al guzanin.

rossana: El video de "Vos sabés" está prohibido en esta casa para evitar las inundaciones por lágrimas. Y sí la sensibilidad se multiplica dia a día , simpre por tres, jaja. Besote

Patricio: Lo de la campaña de pañales no nos vendrìa mal dada la cantidad necesaria, pero no es el caso. Aunque no nos ofenderíamos si aparece algún sponsor para tal fin. Para experimento psicológico lo dejamos a Gran hermano que bastane turrito resulta. Y jugar con los sentimientos de la gente no nos parece un entretenimiento válido.
No tengas miedo, somos reales, de carne y hueso, llenas de alegría por el momento increible que transitamos, llenas de temores también y de kilombos existenciales como cualquier ser humano.
Gracias por ser parte de esta historia con tus comentarios y tus visitas diarias. Besos de los 5 para vos y tu familia. Ah!, y no leas el Olé, te lleva más tiempo, y no lo podés compartir en la cena, jeje.

Anónimo dijo...

Hola!!! Animo!!! soy mamá de un nene precioso de casi 5 añitos que nació por inseminacion artificial y pareja de una mujer excepcional hace ya 8 años. Tooooodo es posible si hay amor. Tranquila y un abrazo

Norita dijo...

Doy fe.
Yo las conozco y se que existen. Y que todo lo que dicen es absolutamente cierto, auténtico, real. Es posible. Ellas (ellos) lo hacen posible, día a día, desde que tuve la suerte de conocerlas y compartir un poco su maravillosa forma de mirar el mundo.
En verdad, ellas son las que dan fe. Dan energía. Dan ganas.
Como las quiero chicas!
Mil besos.